Incense
 
 

Tiempo para cambiar tu realidad

Otra de las buenas tantas cosas que nos aporta esta crisis en la que está sumergida nuestra humanidad, es darnos cuenta o recapacitar, lo que realmente podemos llegar a necesitar para crear nuestra realidad.


¿Qué es realidad? La R.A.E. la define cómo existencia real y efectiva de algo. ¿Y cuál es la realidad individual que creábamos hasta ahora? Una realidad basada en lo material y lo que no es necesario. Pero más que eso. Antes, para crear nuestra realidad (aquella que nos haga sentir una felicidad y seguridad cuestionables) necesitábamos un buen trabajo, bastante dinero, el mejor coche, o moto, o los mejores estudios. ¿Dónde quedó entonces nuestras virtudes, nuestros conocimientos como almas, lo que realmente necesitamos para tener una vida próspera? Se nos hizo ver que los regalos que trae nuestra alma y todo lo bueno que tenemos, lleno de pureza para poder hacer un mundo mejor, no valen para nada porque no son necesarios como deberían dentro de esa realidad autoimpuesta. Incluso, se nos discriminaba y ridiculizaba por el hecho de mostrarlos con la más pura inocencia por y para el bien común.


Pero ahora, hemos descubierto que para crear nuestra propia realidad en base a nuestro corazón y que aluda a la auténtica felicidad, sólo se necesita un cuerpo sano, poder respirar, tener mayoritariamente pensamientos positivos, ponernos a nosotros siempre en primer lugar (por supuesto, sin alcanzar el egoismo dañino), y por supuesto, rodearnos de personas que nos quieran mucho y nos hagan mucho bien.


Ahora nos damos cuenta verdaderamente de todo aquello que sí necesitamos para que nuestras necesidades estén acorde a nuestra realidad. Un abrazo de un ser querido, un beso, unas palabras de "estoy ahí si lo necesitas", un buen libro, el despertar con una sonrisa porque tienes la oportunidad de vivir otro día más para convertirse en quien quieres ser realmente, un delicioso café y desayuno en la mañana sintiendo el sol en tu cara, la brisa que sientes cuando sales a comprar y todo parece estar en calma, las sonrisas que nacen en tu interior, los pensamientos de calma que afloran sólamente cuando tú eliges como manipular tu realidad para estar en tu sano juicio, y no compras la realidad que otros te venden con panfletos y noticias que hacen culto al miedo y al drama.


Nos han vendido una realidad muy distinta a la que estamos viviendo ahora. Nos estamos dando cuenta de lo que realmente necesitamos para construir nuestra propia realidad.

Y es que nosotros somos los creadores de la realidad que queremos vivir. ¿Cómo podemos crear una distinta a la que estábamos sumergidos? Aquí podéis encontrar algunos consejos:



- Descubriendo aquello que prima y aboga por nuestra felicidad, paz interior, y amor. Básicamente, dando más importancia a aquello que nos hace realmente sentirnos felices, equilibrados y llenos de amor.

- Cuidar nuestros pensamientos. Por supuesto que tendremos pensamientos negativos que nos drenen la energía, pero, ¿hasta que punto quieres que esos pensamientos tomen el control de tu existencia?

- Darle la necesaria importancia a los problemas. De manera que, ya que tu mente no estará concentrada en los problemas al 100%, podrá, primero, ver esos problemas cómo oportundiades de crecimiento, y segundo, podrás establecer un plan a seguir para que los problemas se conviertan en soluciones.

- Escuchar lo que dicen los demás, pero no creerse todo. Esto es, dicho de otras palabras, racionalizar y discernir todo lo que escuchamos, en las noticias, supermecados, cualquier lugar, ya sabemos esa historia de que la mentira le quitó el traje a la verdad, y desde entonces se hace pasar por quien no es, o que, no todo lo que brilla es oro.

- Quererse un poco más, no dejar que cualquier cosa que te ocurra tenga tanto efecto en ti y en tu bienestar hasta el punto de olvidar quien eres realmente o cual es tu verdad. O dicho de otras palabras, evitar que los sucesos nos afecten más de la cuenta.



En definitiva, y para resumir, hagamos que todo lo que estamos descubriendo ahora que nos hace bien, en esta gran parada en todo el Planeta Tierra, siga perdurando, y por supuesto, con todo aquello que nos haga bien, felices y llenos de paz y amor, sea lo que tejan el hilo de nuestra vida y crea el camino a andar con esta nueva visión que poco a poco vamos teniendo para ver al mundo de la manera que realmente es. Que todos somos uno, que no hay ninguna separación, que todo lo que te ocurre a ti, también le puede estar pasando a la otra persona.


Crea una nueva realidad con sabiduría, tienes todas las herramientas dentro de ti, y empezará a ocurrir cuando des más importancia a lo que realmente necesitas para tener la mejor experiencia humana que puedas desear. Al fin y al cabo, todos somos almas que algún día dejaremos esta Tierra para tener nuevos comienzos.




TheVoiceThatListens





13 views0 comments

Recent Posts

See All
 
 
Subscribe to Our Newsletter

©2019 by TheVoiceThatListens. Proudly created with Wix.com

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now